miércoles, 14 de agosto de 2013

Santiguar

Ésta práctica es muy antigua, consiste en rezarle a niños, guaguas o de frentón personas que tengan mucho "espanto"



Recuerdo de niña que mi tía abuela o el padrino de mi mamá me santiguaban puesto que yo pasaba varios sustos, como por ejemplo el terremoto del 1985, en aquella fecha yo tenía 5 años

Para santiguar, la persona que reza debe ser creyente de fe católica. Se debe utilizar una medalla de plata que esté bendita y que sea del escapulario (eso quiere decir con la virgen del Carmen por un lado y el Sagrado Corazón de Jesús por el otro lado) esas medallitas, son las que les ponen a las guagüitas prendidas con una cinta roja y alfiler de gancho en sus chalequitos para evitar que "las ojeen" .
Por otro lado también se puede utilizar un manojo de hojas de parqui lavado en agua bendita.




Luego se hacer la señal de la cruz en el cuerpo: pecho, corazón, espalda, mollera, y en la mano izquierda al paciente rezando la siguiente oración:

San Bartolomé se levantó pies y manos se lavó y a Jesucristo encontró. 
—¿A dónde vas, Bartolomé? —Señor, contigo me iré. —
Volvete, Bartolomé, a tu casa, a tu mesón te vengo de dar un don que no mereció varón.
En la casa donde asistas, no caerá piedra ni rayo,
Ni morirá mujer de parto, ni criatura de espanto.

Después de eso se persigna el niño y la persona que está rezando. Se guarda la medalla o - en el caso de utilizar parqui- se botan las hojas en agua que este corriendo, por ejemplo en el inodoro del baño y se tira la cadena. 

Luego la persona que rezó, debe tomar una tacita de agua de melisa o toronjil que es relajante, con un poco de azúcar para que no se le pegue el espanto. Las oraciones son variadas, mi tía abuela decía unas oraciones larguísimas y muy lindas.

Yo he querido dejar escrito aquí en parte, las tradiciones más puras y lindas, que he vivido.
Aún ahora mi hermana sigue con la tradición, y yo creo que gracias a esa manera de "santiguarme" no me volví loca del espanto cuando era muy niña y viví el terremoto de una manera horrorosa.

Estela

3 comentarios:

  1. LO RECUERDO SIEMPRE DE MI MADRE, TANTO CUANDO ME SANTIAGUABA A MI, COMO CUANDO LO HIZO CON MIS HIJOS CUANDO ERAN PEQUEÑOS.
    DE ELLA APRENDÍ LA ORACION QUE MUCHAS VECES HE REPETIDO SOBRE EL CUERPO DE ALGUNOS NIÑOS, AUN CUANDO NO HABLE ESPECIFICAMENTE DE "SANTIGUAR", PERO SI DE HACER ORACIÓN: "QUE SALGA EL MAL, QUE ENTRE EL BIEN, COMO ENTRO JESUS EN JERUSALEN", MIENTRAS HACES LA SEÑAL DE LA CRUZ CON TU MANO O UN CRUCIFIJO SOBRE LA CABEZA DE LA PERSONA O SOBRE LA PARTE DEL CUERPO QUE PUEDA TENER ALGUNA DOLENCIA Y HE PODIDO APRECIAR SU EFECTO PODEROSO. LA ACCIÓN SANADORA DEL ESPIRITU SANTO SE HACE PRESENTE TOTALMENTE.

    ResponderEliminar
  2. Sii, toda la razón, y mi hermana lo practica con mis dos niños, y ellos duermen en paz, lejos de pesadillas o de miedo.. Y cuando yo era niña siempre me rezaba mi tía abuela, o el padrino de mi mamá.

    ResponderEliminar
  3. Donde puedo encontrar a alguen que santigue????

    ResponderEliminar