jueves, 5 de febrero de 2015

Mi cabellera

Ya te había contado, toooda la historia de mi cabello. De las mil tinturas y colores que he mantenido y mi actual situación de canas.

Y bueno, canas he tenido desde los 17 años, y de ahí no pare de tinturar, hace un tiempo decidí no más.
Mi pelo siempre fue vigoroso, ultra liso, brillante y lindo, pero con las tinturas ha cambiado demasiado. Por otro lado yo super hiper mega alérgica, ya no soportaba minutos con la tintura en el cuero cabelludo, ni tampoco mil ochocientos productos de tratamiento para que mi cabello no perdiera brillo o no pareciera muerto.

Llevo casi tres años sin ponerme NADA de tintura, ni shampoo colorante, ni henna. Nada de nada, y mi cabello de verdad se ha repuesto ¡¡DEMASIADO!!!

Muchas chicas, familiares y amigos me dan muchas recetas de tal shampoo que no daña, de éste otro que no tiene amoniaco, del que dura 20 lavados etc. Pero la verdad es que TODOS tienen químicos, quizás unos más, otros menos fuerte. Quizás cuesta asumir o ver mujeres con canas, porque está grabada la idea que si te dejas canas, pues "te dejaste estar".

Ahora uso un shampoo super suave, de la marca "Para mi bebé", nacional y que no tiene parabenos, es muy económico y suave. Yo siempre me lavo el pelo a diario, por lo que me ha resultado muy bueno. Además uso aceite de oliva extra virgen para masajes (del valle de limarí, de ese que uno aliña las ensaladas) y he ahorrado muchísimo dinero al dejarme las canas.

Hoy por fin tengo el pelo largo, en las puntas queda el color del oxido de la tintura de hace casi tres años, me crece lento el cabello, por eso aún me queda color (aunque me corto las puntas del pelo cada tres meses).

Eso sí, confieso que como tengo mi cabello canoso, no me puedo dar el lujo de estar sin maquillaje, por lo que siempre utilizo algo de crema con color en la piel, brillo labial como frutillita, y ojos delineados.

Pronto haré una lista de los productos naturales (y nacionales) que utilizo en mi cabello :)

Estela.

No hay comentarios:

Publicar un comentario