viernes, 11 de abril de 2014

Población Chile - Villa Músicos del Mundo San Joaquín

Hablar de un barrio al que siempre he amado, me causa un gran orgullo.

Mi abuelo compró una casa en éste hermoso sector, en una época en que él vivía y trabajaba en el campo. Mientras él y la familia hacían su vida en el bello Planta Carena, la casa de Santiago la tenía arrendada.

Cuándo fue electo el presidente Salvador Allende, el que era arrendatario de la casa, se la apropió y mi abuelo me contó que llegaba a llorar por su pérdida.



Le devolvieron su casa para el Golpe de Estado. Con dormitorios a mal traer y libros escondidos, enterrados  en el patio. Decidió que mi mamá recién casada viviera en la casa de Santiago. Con los años mis abuelitos jubilaron y también llegaron a vivir a aquella hermosa morada.

Mi infancia la viví ahí, de la mano junto a mi tata, recorriendo el parque, paseando por el sector, deleitándome a mi corta edad con la arquitectura de muchas otras casa hermosas.

Me cuenta una vecina, que en su casa vivió el hermano de Augusto Pinochet, y que se fue de allí y ella le compró la casa para la época del Golpe de Estado.


He visto reportajes donde aparece el escritor Pablo Simonneti, recorriendo una de éstas calles, y donde recuerda que iba a visitar a un gran amigo suyo.



En mi adolescencia conocí muchos amigos en la Parroquía San Nicolás, de nuestro barrio. Allí disfrutamos de varias juntas alegres y únicas. En esa época nuestra parroquia era un Galpón. El Presbítero Pedro de la Noi, en conjunto con el Presbítero Carlos Fuentes (Q.E.P.D) decidieron remodelarla y darle un carácter de Parroquia. Lo que incluía un campanario.


Mis amigos y yo, todos y cada uno ayudamos a hacer fondos, vender sacos de naranjas de las parcelas que le regalaban al padre, también organizamos bingos y un sin fin de actividades. Al fin pudimos organizarnos y ampliar el templo, además crearle un campanario. Arquitectos, hermanos del Padre, le ayudaron y nosotros con nuestras propias manos, barnizamos maderas y ladrillos para lograr llevar a cabo nuestra misión.




Cuando decidimos con mi Dani comprar casa, tuvimos la oportunidad de irnos a regiones. También de quedarnos en Santiago, buscar casa en Providencia, Ñuñoa, La Reina. ¿Pero, porque irnos de aquí? Me era imposible pensarlo, éste sector tiene historia, magia, hermosura. Tiene personalidad y carácter. Esa esencia la amo, e hicimos todo lo posible por buscar una casa que cumpliera con nuestras expectativas.




Lo conseguimos. Para mí es la casa más hermosa que existe, apenas nos dijeron que eramos los flamantes dueños, nos fotografiamos con los dueños antiguos. Y cuando se marcharon, recorrí éste hogar, y sus parrones, su historia, la firma del arquitecto en 1950, acaricie sus paredes, abrace y besé los añosos árboles frutales, y sentí el hogar tan mio, que agradecí a Dios de tener el privilegio de seguir viviendo en éste sector. Le hice un altar a la Virgen Del Carmen, que le tenía como manda si lográbamos adquirir éste bello hogar.

Las fotografías que tome, son sólo una pequeña muestra de la hermosura del sector, hubiera querida tomar fotos a todas las casas, pero es imposible. En conjunto con todos los vecinos queremos lograr que éste barrio sea llamado "Barrio Típico" para protegerlo de cambios muy fuertes en la fachada y para eliminar el peligro inminente de los edificios. Ojalá lo logremos.

Amo éstas calles, y estoy feliz de que mis hijos recorran los pasos de mi infancia.

Estela.

15 comentarios:

  1. Muy lindo tu reportaje, felicitaciones y muchas gracias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias a usted Sylvia!! Abrazos fraternos :D

      Eliminar
  2. Me emocione muchisimo con este reportaje,,,,recorde a mis niñas crecer en este barrio juntassss,,,las primas como hermanas,,,,muchos recuerdos junto al tatita,y sus palabras tan llenas de sabiduria,,,,,la capilla y sus catequesis de comunion y confirmacion,,,muchos recuerdos,,solo puedo decir mil gracias por este hermoso regalo,,,,,,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un lugar lleno de alegrías y de vecinos buenos. Mi tata siempre quiso tanto éste barrio, y nos dejó el legado del amor hacia lo nuestro <3

      Eliminar
  3. me encanto el reportaje y aunque no he vivido directamente en ese barrio, si lo he sentido muy cercano por la actividad parroquial que como familia desarrollamos ahí y los amigos que cultivamos y ahora visitándolos a ustedes (con mis nietecitos adorados)

    ResponderEliminar
  4. Soy de Coquimbo y vivo en este barrio hace 3 años, es realmente hermoso. Una isla llena de vida, arboles hermosos y silencio en una ciudad tan bulliciosa como Santiago. Si algún día compro una casa, me gustaría que fuera aqui. Saludos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ohh que linda!! Es verdad lo que dices, es una isla llena de vida, con árboles añosos y silenciosos, en un Santiago tan bullicioso. Abrazos Natalia <3

      Eliminar
  5. Mismo comentario q muchos acá. No vivo ni he vivido directamente en este barrio, pero si m llena de recuerdos, como unos companheros de colegio q vivían en Debussy, o unos amigos de infancia en Borodin. Sigo sin entender al santiaguino arribista ignorante q se va a Providencia, TENIENDO EL CENTRO y barrios mucho más cercanos, mejor conectados y pagables, como estos... algún día, la masa entenderá q vivir en el centro es algo q no tiene precio, al igual q su calidad de vida... eso no lo paga ningún mall! Es tan así, q el día q mi Colegio de cambió (Liceo Alemán, desde Bellavista a Chicureo), murió para mi. Solo en la cabeza de gente ignorante y arribista tiene mejor nivel de vida Huechuraba q el centro. Les falta ir a EUROPA y aprenderían q los ricos, los cultos y q mandan el país viven en EL CENTRO (o cerca de ahí) y no en sus barrios colgados arriba, o alejados, encerrados en sus condominios artificiales. Gracias por este lindo reportaje, salu2!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Concuerdo en lo absoluto contigo! Es tan importante valorar la cercanía al centro y al casco histórico; al pasado, al patrimonio.
      Muchas gracias por tus hermosos, acertados y cultos comentarios!!
      Abrazos gigantes <3

      Eliminar
  6. Llegué a vivir a ese barrio cuando tenia 5 años, en la calle stravinsky, hice muy buenos amigos ahi, muchos de los cuales siguen presentes a pesar de los muchos años que han pasado.. diversas situaciones me alejaron de ese hermoso barrio lleno de historias y buenas personas..aun espero tener la oportunidad de volver a ver la que fue mi casa por muchos años..
    Excelente artículo..
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que hermosas palabras, que bella experiencia, muchas gracias por compartir!
      Abrazos <3

      Eliminar
  7. Felicidades por la historia, muy lindo, yo ya llevo 31 años en el barrio y me da mucha nostalgia, no me quiero ir, lo siento parte de mi infancia, juventud y vida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Que lindo, me sucede lo mismo, siento mucho amor y nostalgia de infancia al recorrer las calles e imaginar que voy acompañada de mi tata.

      Abrazos Francisco <3

      Eliminar
  8. Viví 45 años en esa linda Villa....tengo hermosos recuerdos de los vecinos, participé en los grupos juveniles de la parroquia, en los cuales hacíamos competencias de baile, teatro y otras actividades.
    Los dias sábado eran imperdibles nuestros carretes con el grupo de la parroquia "Pastor Divino" y nos encontrábamos con los otros grupos también, algunas veces eran fiesta de toque a toque, lo pasé muy bien en mi adolescencia.
    Bella Villa, hermosos recuerdos.
    Lindo Reportaje.



    ResponderEliminar